AlanMacCarthy

AlanMacCarthy en Front 28 de Febrero de 2018

Ahorrar en estos tiempos no es tarea fácil, y mucho menos con una tarjeta de crédito.

¡Promociones, cuotas, si y SI! ¿Te paso de sentir que cada compra es una oportunidad única y cuando te acercas a la caja a pagar con tu tarjeta pensas “No me hago problema ahora, el YO del futuro se encarga”? 

Bueno si es verdad, pero si en el futuro no tenes el dinero para pagar la tarjeta vas a terminar recurriendo al famoso “pago mínimo”. El propósito del pago mínimo es que, aunque sea pagues un porcentaje de tu resumen de tarjeta. Por ejemplo, si a fin de mes debes $ 1000, el pago mínimo que te exige la tarjeta es de 50, por ende, estás obligado a pagar esos 50 y deber los 950 y pagarlos el mes siguiente. ¿Te paso?

Lo más probable que sí. En Argentina existen cerca de 40 millones de tarjetas de crédito, pero solo 25 millones de titulares, es decir que en promedio 1 de cada 2 argentinos tiene más de 1 tarjeta de crédito. Ahora bien, el pago mínimo es de aproximadamente un 5% del total de la deuda en la tarjeta. Parece bastante poco y lo es. Hasta parecería que te están haciendo un favor, pero déjame explicarte como funciona.

                                 TASA DE INTERES QUE COBRAN LOS PRINCIPALES BANCOS

Fuente: BCRA

Una vez que pagaste el pago mínimo de la tarjeta y te queda una deuda, el banco te va a cobrar un interés de financiación (es como si fuera un prestamos personal). Dependiendo el banco, varia el interés anual que te cobran. Este es un poco el propósito de las tarjetas de crédito. Estas nacieron para que, en caso de querer tener una mayor capacidad de compra, sea más fácil tener una tarjeta que ir a solicitar un préstamo personal (y enfrentar todo el trámite burocrático). Pero que sea más fácil también hacen que los intereses de financiación sean también más caros. A continuación, te dejamos una lista de los intereses anuales de cada banco.

Lo más interesante de todo esto es que el monto que establecen como pago mínimo no llega a cubrir los intereses de financiación y demás gastos que integran el interés de financiación, o también llamado Costo Financiero Total (CFT). Es decir, si pagamos constantemente el pago mínimo por mes, LA DEUDA QUE TENGAMOS CON LA TARJETA NO BAJA. Si, leíste bien, básicamente lo que estas pagando son los intereses.

Es por eso que, en la página del Banco Central, la entidad que regula a todos los bancos, nos aconseja sobre el buen uso de las tarjetas de crédito y dentro de ellos mencionan;

“Es aconsejable evitar pagar solo el pago mínimo del saldo de la tarjeta. La acumulación de saldo genera intereses mayores en el futuro.”  - BCRA

Por todo esto es que te aconsejamos lo siguiente. Antes de empezar a ahorrar y en consecuencia a invertir, cancela todas tus deudas de tarjeta de crédito. Inversiones con rendimiento superiores al costo de financiamiento de tu tarjeta de crédito demandaran un riesgo que la gran mayoría de nosotros, los pequeños ahorristas, no estaríamos dispuesto a enfrentar.

¡COMENZÁ A ESCRIBIR AHORA!

Todos pueden formar parte de Verum. Creá tu cuenta y comenzá a compartir tus opiniones.

Comenzar
ARTÍCULOS RELACIONADOS
COMENTAR
  • No hay comentarios aún...